¿Familia numerosa? Sácale el máximo partido a tu baño

No es lo mismo compartir el baño con tu pareja que hacerlo con toda la familia, sobre todo si la tuya es numerosa. En ese caso, lo fundamental es mantener el orden y para ello basta con planificar una buena distribución que convierta esta estancia en un lugar cómodo y práctico. Hemos recopilado algunas ideas que te serán muy útiles para sacarle el máximo partido a tu cuarto de baño.

 

Sustituye la bañera por un plato de ducha.

No sólo ganarás en amplitud sino que también conseguirás reducir el consumo de agua todos los meses. Además, elige una mampara de cristal templado y perfil mínimo, con lo que ópticamente ampliarás las dimensiones del baño. Si te preocupa la limpieza, escoge un cristal con tratamiento antical que repela el agua y evite las incrustaciones de la cal.

Una tendencia en Interiorismo es instalar en la ducha un rociador enrasado en el techo y una columna de hidromasaje, con lo que disfrutarás de una relajante ducha después de lidiar con los más pequeños.

 

Opta por la grifería empotrada

Tus paredes se verán más lisas y podrás moverte con más facilidad en su interior. Además el mobiliario en suspensión, de formas simples, no sólo aligeran el espacio, sino que facilitan la limpieza, algo fundamental en una casa con niños pequeños.

Si las dimensiones de tu baño te lo permiten, instala dos lavabos para que el baño gane en funcionabilidad. De esta manera podrán utilizarlo al menos dos personas a la vez para lavarse las manos o los dientes. Te dará también un plus de almacenaje en la parte inferior para aquellos productos que no sea necesario tener tan a mano. Pero, no te olvides de elegir muebles que además de estéticos y prácticos guarden las medidas de seguridad mínimas para evitar que los niños sufran algún golpe (mejor con esquinas redondeadas). Recuerda también colocar protectores para los enchufes.

 

Recurre a almacenajes compartimentados.

Cajas de madera, muebles con cajones, cestas de mimbre o gavetas, cualquier opción es buena con tal de no acumular botes de higiene y cuidado personal encima del lavabo y evitar así la sensación de desorden. Los textiles (toallas, albornoces) que están a la vista, mejor enrollados o doblados para dar una sensación de organización.

 

Estantes decorativos.

Aprovecha los espacios que no se utilizan como encima de la puerta o el inodoro para instalar los estantes o percheros. En Clever te ofrecemos multitud de percheros, de distintas formas tamaños, para adaptarse a tus necesidades

 

Y, por último, en un baño que van a utilizar sobre todo niños, la pintura de las paredes debe de ser lavable o incluso, mejor, revestidas de cerámica para evitar que las travesuras de los más peques ocasionen “destrozos” que no puedas solucionar.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *