Agua caliente intermitente mientras te duchas

¿Hay algo más molesto que estar disfrutando de una ducha de agua caliente después de un día largo y que de repente sólo salga agua fría? En Clever tenemos varias soluciones a tu problema:

Revisar la presión de la caldera

El primero motivo que podría estar ocasionando el cambio de temperatura en el agua es la falta de presión de tu caldera. Revísala periódicamente, procurando que el manómetro no baje de 1,5 Kg. Y si sigue dando problemas, no dudes en ponerte en contacto con el técnico de la marca.

Sistema antical

Otra de las causas del agua caliente intermitente puede ser un exceso de cal en el teléfono de la ducha. Un remedio casero, antes de optar por cambiar la alcachofa de la ducha o el teléfono es sumergirla un par de horas en vinagre y posteriormente enjuagarla muy bien. Si sigue ocasionándote problemas quizá la solución sea cambiarla. Los grifos Clever poseen un cartucho de material sintético anticalcáreo, que evita la acumulación de cal en la grifería y en las tuberías, asegurando su durabilidad y además protegiendo la salud de nuestra piel que podría verse afectada por afecciones como picazón, sequedad o dermatitis.

Grifos termostáticos

Son una de las últimas tendencias en grifería de baños y que puede ser la solución a estas situaciones. Su principal ventaja es que permite oscilar la temperatura y el caudal del agua, permitiéndonos disfrutar de la ducha perfecta según el momento. Pero también permiten un ahorro de hasta el 40 por ciento de agua. Clever, siempre a la tendencia de las últimas tecnologías ofrece una variada gama de duchas termostáticas. Además con los grifos termostáticos disfrutarás de otra ventaja: aunque se abra simultáneamente otro grifo, la temperatura y la cantidad de agua de tu ducha no variará.

Sistema de bloqueo de temperatura

Los grifos de última generación de Clever están dotados de un regulador de seguridad que limita la temperatura a 38º, evitando no sólo los cambios intermitentes de temperatura sino también quemaduras inesperadas.

 

Desde Clever esperamos que te hayan servido estos consejos y que por fin puedas decir adiós a los cambios de temperatura en la ducha.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *